Archivo | septiembre, 2013

4 años sin ti…

29 Sep

Otro año más…es 30 de Septiembre.
Una fecha que desde hace 4 años, cambió la vida de toda persona que te conocía.
Hoy, hace 4 años que te fuiste a un lugar en el que dicen, que se está mejor que aquí. Yo, 4 años después, sigo sin entenderlo…Tu sitio era este. No era tu hora…me da igual todas esas pamplinas que decimos o necesitamos decir para entender la muerte…no era tu hora. Con 23 años nunca puede ser la hora de nadie. Hace ya 4 años, 4 putos años, en los que no ha habido ni un sólo día en el que no me preguntará cómo una persona con la que viví tantos momentos se fue para siempre.
Nunca había perdido a alguien de esa forma. Y cierto que es, que nunca había valorado tanto la vida, ni a la gente que quiero, hasta ese 30 de septiembre…quizás hasta ese momento tampoco me había dado cuenta de lo que quiero, a la gente que quiero.
La verdad, es que es un día más, porque no nos hace falta que sea 30 de septiembre para recordarte…de hecho, sales en conversaciones cada dos por tres, porque nos recuerdan muchas cosas a ti cada día y porque los que fuimos en algún momento de tu vida amigos tuyos, jamás te olvidaremos.
Porque el domingo de Ramos, hace 4 años que miro al cielo, cuando veo a tu Estrella y siempre se me inundan los ojos de lágrimas.
A mi, escribir, me desahoga muchísimo, y lo hago porque lo necesito.
Porque te echo de menos.
A estas horas, nos estábamos despidiendo de un amigo…¿cómo puede reunirse en un hospital, todas las etapas de tu vida? ¿cómo se llena una planta de neurocirugía, con más gente que un sábado en una discoteca, recordándote siempre sonriendo…siempre viviendo la vida.
Dicen que todo lo malo, trae algo bueno, y tu, nos enseñaste, con este puto golpe, a VIVIR LA VIDA, y a ser felices, HOY. 
Ojala lo hubiéramos aprendido, quizás cuando tocase, a base de muchas ostias y con 50 años…ojalá no hubiera tenido que vivir esto…pero tengo que darte las gracias. Porque hasta al irte, nos regalaste lo más bonito que se puede dar a alguien. Ganas de vivir. Y de ser mejor persona. Porque la vida, contigo me demostró más que nunca, que se acaba, cuando acaba.
Francisco José Delgado Santos…”Lebri”…no te imaginas cuánto se te echa de menos…

Anuncios

Hay recuerdos con los que ni el alzheimer puede…

10 Sep

Abuela de ochentaitantos años…alzheimer bastante avanzado…a veces muy cuerda, a veces agresiva…a veces de esa locura que dice puras verdades…la verdad es que ella me encanta…tiene algo especial. Hasta hoy no me entero cual era su profesión…”ella era matrona”…”Sí, sí, yo era matrona, en la antigua casa de socorro…”y tenía allí dentro mi título oficial…que ponía “Enfermera”…
Qué bonita profesión…cuántas alegrías me dió…(y aún se le ilumina la cara)…
Y a mí se me ponen los pelitos de punta…nada más que añadir…